Dublín con niños

La ciudad de Dublín es muy bonita y agradable, con un centro muy animado y lleno de atracciones y curiosidades para toda la familia. Es una ciudad ideal para un fin de semana largo con niños. Pese a lo que puede pensarse en primera instancia, un itinerario por Dublín es bastante sencillo y divertido, sigue nuestros consejos.

Un viaje a bordo de uno de los famosos autobuses turísticos rojos siempre es una buena manera de conocer la ciudad. El billete de familia por 48 horas cuesta menos de 40 euros e incluye un máximo de 6 personas.

El río Liffey, que atraviesa el centro de la capital irlandesa, también puede ser recorrido en barco, con derecho a conocer la historia de Dublín por un simpático guía turístico.

Para toda la familia, te aconsejamos un paseo a pie por el centro de la ciudad, recorriendo la emblemática zona de Temple Bar, pasando por Dame Street y de la animada zona comercial de la ciudad, hasta el castillo de Dublín, que tiene algunas partes ajardinadas muy bonitas, sigan hacia las catedrales de St. Patricks y Christchurch (y la exposición viking Dublinia).

Visiten también el Trinity College, y, al lado, encontrarán el famoso Libro de Kells, ilustrado con bellos motivos ornamentales, realizado por monjes celtas hacia el año 800.

De bares en Dublín, sitios a los que no ir si vas a Dublín con niños

Otro atractivo que, sin dudas, encantará a los niños, es el Zoo de Dublín, que a pesar de estar un poco lejos del ajetreo y el bullicio de la capital, se encuentra en la ruta de los autobuses turísticos rojos. Por ello, te recomendamos colocarlo en tu itinerario de viaje; ya que se trata de uno de los mejores atractivos para disfrutar en familia en la capital irlandesa.

El National Leprechaun Museum, por su parte, transporta a los visitantes a un viaje mágico a las fábulas y leyendas irlandesas. Se encuentra situado en el centro de la ciudad. Ideal para los niños a los que les encanta escuchar historias. Así mismo, no te puedes perder los museos Dublinia, para una aventura Vikinga en familia, y el Wax Museum (museo de cera), en el centro; donde podrás apreciar un buen número de personajes históricos y de la cultura popular representados en cera.

Los niños que aman el deporte no querrán perderse una visita al Croke Park Stadium Tour & GAA Museum, ambos, accesibles a través de autobús.

Si van a viajar con un poco más de tiempo, entonces puedes optar por un día fuera de Dublín o hacer algo diferente. El Tayto Park, en Ashbourne, ofrece un día completo, lleno de diversión para toda la familia; además de que tendrán la posibilidad de disfrutar una vuelta en una de las montañas rusas más atractivas y emocionantes de toda Europa.

Para las familias que gustan de los espacios naturales, existen excursiones organizadas, de medio día o un día entero, en zonas magníficas de la Irlanda rural; por ejemplo, paseos por las montañas de Wicklow, los acantilados de Moher, o en el famoso Giant’s Causeway, así como en el Ring of Kerry, etc.

Mas informacion sobre este tema

  • Leave Comments

    • Responsable: Octavio Ortega Esteban
    • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
    • Legitimación: Tu consentimiento
    • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
    • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
    • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com