Centro de Santander

¿Por qué Santander merece una visita?

España es uno de esos países en los que es difícil elegir la región más bonita, ya que cada una de ellas tiene sus peculiaridades y encantos. En el norte, el País Vasco y Galicia atraen a millones de turistas cada año, pero pocos son los que conocen las bellezas que hay entre ellos, en la ciudad de Santander, capital de Cantabria.

Sin duda, la mejor época del año para conocer Cantabria es el verano, cuando la región recibe muchos turistas del norte de Europa que llegan en busca de sol y playa, pero sin el calor intenso del sur de España. Lo más cool es que Santander es una ciudad excelente para todos los perfiles de turistas: familias, grupos de amigos, parejas que prefieren algo más románico o personas más maduras que quieran disfrutar de un viaje tranquilo.

La playa del Sardinero

El principal punto de encuentro es la playa del Sardinero, que siempre está llena de gente en los días de calor y está muy cerca del centro de la ciudad, siendo una de las mejores opciones para quien se hospeda allí.

Playa del Sardinero - ¿Por qué Santander merece una visita?
Playa del Sardinero

Muy cerca se encuentra el Palacio de la Magdalena, que ya fue la residencia de verano de los reyes y hoy es sede de congresos y eventos y abierto al público para visitas. Allí también funciona un mini-zoo con pingüinos, leones marinos, entre otros animales; lo que lo convierte en el lugar perfecto para una visita en familia.

Palacio de la Magadalena

Palacio de la Magdalena

Para aquellos que gustan de las playas más escondidas, no faltan opciones, ya que algunas de ellas están en los pueblos vecinos de Santander, como es el caso de la Playa de Langre, que tiene acceso por medio de escaleras, ya que está rodeada por un acantilado.

Playa de Langre - ¿Por qué Santander merece una visita?
Playa de Langre

Otras buenas opciones son la playa de Somo, de amplia extensión y con olas fuertes, y la Valdearenas, donde la tonalidad azul del agua llama la atención.

Para aquellos que prefieran quedarse en Santander y tiene un espíritu más deportista, una buena opción es alquilar una bicicleta pública y circular por la ciudad. Un paseo delicioso (para hacer a pie o en bicicleta) es ir hasta el Faro de Cabo Mayor y bajar hasta la Playa del Sardinero, rodeando el campo de golf. Y lo mejor de todo es que podrás alojarte en uno de los muchos hoteles baratos existentes en Santander y tomar un buen baño antes de salir para la cena.

Faro del Cabo Mayor

Para los días de lluvia, que esperamos que no se produzcan, existe la opción de visitar el Museo Marítimo del Cantábrico, donde también funciona un acuario, o el Museo de Bellas Artes.

Faro del Cabo Mayor

Ya en los días de sol, una buena opción es pasear por la orilla en la animada zona de Puerto Chico, donde también hay muchos bares, restaurantes y heladerías.

Puerto Chico

Las noches de Santander se destacan por el tradicional paseo de bar en bar en las inmediaciones de la Plaza de Cañadío, donde hay opciones para todos los bolsillos y estilos. Y cuando el asunto es la gastronomía, la capital cantábrica ofrece lo mejor de las tapas con frutos de mar y pescados; mientras que en el invierno el plato típico es el «cocido montañes», hecho con alubias blancas y carne de cerdo.

Puerto Chico

También es la región donde se encuentran las famosas «Cuevas de Altamira«, con algunos de los dibujos prehistóricos más antiguos del mundo. Visitarlas es un desafío, porque fueron reabiertas sólo recientemente y de un reducido número de turistas puede entrar diariamente. Para compensar, por favor visita el Museo de Altamira, que cuenta con una réplica artificial en el interior de las cuevas y por las que cuenta un poco la historia de la región, de sus habitantes prehistóricos y su desarrollo. Un paseo para personas de todas las edades.

Cuevas de Altamira - ¿Por qué Santander merece una visita?
Cuevas de Altamira

Para terminar, recomiendo la visita al Parque de Cabárceno, una mezcla de zoológico y parque natural donde es posible ver una gran diversidad de animales, de rinocerontes a vacas, y de gorilas a lobos. El gran diferencial de Cabárceno es que funciona en un gran entorno natural, por eso es necesario ir en coche para ver todos los animales y disfrutar de la naturaleza.

Tags:

Deja un comentario

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com